0

La Xunta enseña a ahorrar a colectivos afectados por la crisis económica

Voluntarios de Cruz Roja participarán en actividades formativas de la Escola Galega de Consumo que les permitan posteriormente ayudar a personas en riesgo de exclusión social y cuya situación se ha visto agravada por la crisis. Los destinatarios de estas actividades serán inmigrantes, minorías étnicas, personas sin hogar, mujeres víctimas de la violencia, rehabilitados de adicciones y mayores con pensiones de escasa cuantía.

La presidenta del Instituto Galego de Consumo, Nava Castro, firmó ayer un convenio de colaboración con Cruz Roja para poner en marcha el programa Integración en tempo de crise, con el que se desarrollarán 42 talleres de 8 horas de duración destinados a 420 personas en situación de vulnerabilidad social.

Los voluntarios recibirán formación de la Xunta en julio y septiembre sobre hábitos de consumo y mejora de la calidad de vida, para que los participantes en los talleres puedan mejorar sus economías domésticas.

Anuncios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.